cbd para dolor cronico snadibars

CBD para mantener el dolor «bajo control»: Eficacia y cómo se emplea

En el anterior post del blog de Snadi vimos cómo el cannabis ha reportado buenos resultados para el manejo del dolor, en particular el de cabeza y la migraña. Pero dolores hay muchos, y aunque «nos duela» tienen una utilidad: son una señal, un aviso de que algo no anda bien para así evitar daños mayores.

No obstante, muchas personas los sufren en grados que afectan notablemente a su calidad de vida. Impactando en el sueño, el estado de ánimo, el apetito, las relaciones sociales y en general las actividades cotidianas.

En este nuevo artículo aprenderemos acerca del mecanismo del dolor: qué es, por qué se produce y los tipos de dolores que existen. Por último, veremos cómo se puede controlar con ayuda de este agente terapéutico, el CBD.

 

‘¿Por qué me duele?’ Causas, función y tipos de dolores

 

La definición que recoge el diccionario para este término es «sensación molesta y aflictiva de una parte del cuerpo por una causa interior o exterior». En otras palabras, el dolor es una experiencia sensorial desagradable que se manifiesta en los seres vivos que disponemos de un sistema nervioso central.

Actúa como una «señal de alerta», avisando al sistema nervioso de que una zona del organismo está expuesta a una circunstancia que puede provocar una lesión o daño. Esta señal desencadena una serie de mecanismos para evitar o limitar dichos daños.

Además de físicos, en el dolor participan también mecanismos psicológicos o emocionales. Por lo que este es subjetivo; varía según la persona que lo experimente y el tipo o clase de dolor de que se trate.

Como hemos mencionado al comienzo, existen muchos dolores, no obstante la clasificación más habitual es en función del tiempo de evolución. Así, tenemos dolores agudos y crónicos:

 

  • Dolor agudo es el de corta duración, aquel que dura poco tiempo, generalmente menos de un par de semanas. ¿Ejemplos de dolor puntual o agudo? El generado por una infección, un golpe, contusión o fractura, el dolor posoperatorio y el de muelas.

 

  • Dolor crónico, el de larga duración, constante y que se prolonga durante varias semanas e incluso meses. Como el derivado de un trastorno de salud o enfermedad, por ejemplo, el dolor oncológico por un tumor maligno o cáncer avanzado.

 

Otros tipos de dolores, como pueden ser las migrañas o la dismenorrea (menstruación dolorosa) son más difíciles de clasificar como crónicos o agudos. Pues duran unos días pero se dan varias veces al año, entre períodos sin dolor.

 

Cbd para dolor puntual menstruacion snadibars

 

Uso de cannabis medicinal para el dolor puntual y crónico

 

El cannabis (Cannabis sativa) se utiliza con fines medicinales desde hace miles de años, demostrando ejercer acciones terapéuticas positivas.

Hay evidencia de que un número cada vez mayor de personas usan este como complemento o alternativa a los fármacos —opiáceos u opioides, entre otros— para el tratamiento de los dolores. Ya sean de cabeza (cefalea), musculares, síndromes de dolor crónico como la artritis o dolor como síntoma de una condición médica específica.

Es más, el dolor parece ser el motivo más común de uso del cannabis o marihuana medicinal. Particularmente los dolores crónicos (referencia).

 

Algo más del 60 % de los usuarios de cannabis medicinal de esta encuesta, con casi 1430 participantes, dijeron emplearlo para el dolor. Y en otra encuesta de la Universidad de Colorado, en la que colaboraron la Fundación Michael J. Fox y la Sociedad Nacional de Esclerosis Múltiple de Estados Unidos, una gran proporción (44 %) de los pacientes con enfermedad de Parkinson (EP) y esclerosis múltiple (EM) lo usaba para tratar los síntomas de su enfermedad, entre ellos el dolor.

 

¿Es el CBD eficaz para aliviar el dolor? ¿Qué dice la ciencia?

 

Diversos estudios científicos muestran que el cannabidiol (CBD) —principal metabolito secundario de C. sativa junto con el tetrahidrocannabinol (THC) pero, al contrario que este, no psicoactivo— tiene efectos farmacológicos beneficiosos. En concreto, propiedades antiinflamatorias y analgésicas o para el alivio del dolor (fuente, fuente).

En la anterior investigación en pacientes con EP y EM, los encuestados reportaron una alta eficacia del cannabis medicinal: 6.4 en una escala de 0 a 7, con una disminución de los síntomas como resultado de su consumo, incluidos el estado de ánimo y la fatiga. Casi el 60 % redujo la medicación prescrita desde que comenzó a consumirlo.

 

Se viene estudiando el potencial analgésico del CBD, tratando de dilucidar este efecto antiinflamatorio y para calmar el dolor en los dolores neuropáticos e inflamatorios, la osteoartritis y otros tipos de dolores. En una revisión de 2018 sobre el uso de cannabis en personas con EM, la suplementación con CBD redujo el dolor, la inflamación, así como otros síntomas de la enfermedad.

Al parecer, este actúa reduciendo la hiperalgesia (excesiva sensibilidad al dolor) y la alodinia (dolor debido a un estímulo que normalmente no es doloroso) a través de varios mecanismos de acción y por distintas vías de administración.

Además lo hace de forma segura, disminuye la necesidad del uso de fármacos recetados e incluso ayuda en caso del dolor como efecto secundario de estos. Un ejemplo para ilustrarlo: el dolor crónico es un problema importante en los pacientes trasplantados de riñón debido a la toxicidad asociada con los AINE (medicamentos antiinflamatorios no esteroideos), y estudios como este han informado de beneficios en el tratamiento de dicho dolor con CBD.

 

cbd alta concentración 20%

Comprar Aceite de CBD

 

Respecto a la seguridad, la evidencia apunta a que el CBD no es tóxico. Una revisión de 132 estudios describió su perfil de seguridad, destacando que no afecta negativamente a parámetros fisiológicos como la frecuencia cardíaca o la presión arterial, tampoco al tránsito gastrointestinal, y no altera las funciones psicomotoras ni psicológicas. El trabajo también informó de que los humanos toleran bien su uso continuado y a dosis altas de hasta 1500 mg/día.

 

¿Cómo usar el cannabis medicinal para el dolor?

 

El CBD actúa como analgésico, siendo un agente terapéutico eficaz por vía oral en el manejo del dolor.

 

Los aceites de CBD están enriquecidos con extracto de cannabidiol a distintas concentraciones (10 %, 20 %, 30 %…) según la necesidad de cada persona. Se puede partir de una dosis pequeña e ir ajustando hasta encontrar la cantidad de aceite adecuada para el caso concreto, la clase o intensidad del dolor. Así como el mejor momento para usarlo: tomar las gotas de aceite de CBD juntas antes de acostarse o bien repartidas a lo largo del día.

 

También el uso tópico con aceites para masaje con cáñamo (CBD a diferente concentración en función del producto) puede ayudar en casos de dolores. Estos están especialmente indicados para deportistas.

 

aceite de masaje con cáñamo y cbd

Comprar Aceite de CBD

 

¿Cómo se usan estos aceites de masaje?

 

Siguiendo estos tres pasos:

 

  1. Disponer el aceite en las palmas de las manos.

 

  1. Frotar suavemente las palmas para calentarlo.

 

  1. Masajear sobre los músculos con dolor (hombro, manos, rodillas, etc.) hasta que el aceite se absorba.

 

«Los productos farmacéuticos a base de cannabinoides y el cannabidiol (CBD) en particular son herramientas prometedoras en el campo en evolución del control del dolor», concluye una revisión de estudios reciente. El CBD es un compuesto natural bien tolerado y seguro que ejerce efectos analgésicos. Los estudios indican una influencia positiva de este componente del cannabis en el tratamiento de diversas enfermedades que cursan con dolor, en muchas ocasiones crónico.

Comprar Aceite de CBD

 

Por Elisabeth Lahoz